noviembre 15, 2019
Células de Leydig

Células de Leydig

El cuerpo está compuesto por diversos tipos de células, por ejemplo las células de la piel o las células epiteliales, y en este caso las células de Leydig, siendo esta última especialmente importante cuando se trata de la salud del hombre.

¿Quién descubrió las células de Leydig?

La persona que descubrió estas células fue en anatomista y zoólogo Alemán conocido como Franz Leydig, el mismo ejerció la docencia de en las Universidades de Tubinga y de Bonn. En lo que respecta al descubrimiento de estas células, esto ocurrió en 1851 y las mismas reciben su nombre.

Pero es que es que aparte de haber dado una descripción de las células intersticiales del testículo o mejor conocidas como células de Leydig, a este personaje también se le debe la descripción de las células vesiculares del tejido conectivo de los crustáceos. De hecho, algo por lo que es muy reconocido Leydig es por su Tratado de Histología del Hombre y de los Animales (1857).

¿Qué son las células de Leydig?

Las células de Leydig son básicamente aquellas células que están localizadas en los testículos, teniendo una forma redondeada o poligonal teniendo un núcleo central y citoplasma eosinófilo, siendo especialmente rica en inclusiones lipídicas. Justo en el interior de estos podemos encontrar los cristales de Reinke, siendo estos últimos estructuras a las cuales los científicos no le conocen una función en concreto.

Hay que mencionar que la producción de la testosterona inicia por medio de un estímulo procedente desde la hipófisis vía sanguínea. Todo esto hace que las LH u hormona Luteinizante se una con su receptor de membrana en las células de Leydig, lo cual producirá un aumento en la concentración de AMPc en el citoplasma.

Lo mismo dará como resultado la expresión de unos genes en forma de proteínas, las cuales actuarán como enzimas que catalizaran las reacciones que llevaran el colesterol a volverse testosterona.

Con relación a estas células debemos conocer que los parénquimas de las gónadas testiculares tiene como característica principal la existencia de unas estructuras tubulares, los túbulos seminíferos, en cuya luz se encuentran los espermatozoides recién madurados. Todo esto ocurre por un proceso conocido como espermatogénesis y espermiogénesis.

¿Cuál es la función de las células de Leydig?

Cuál es la función de las células de Leydig

Tal como mencionamos antes estas células tiene la función de producir testosterona, pero que es la testosterona, esta se define como la hormona sexual más importante en el hombre.

La misma se produce por el desencadenamiento de un estímulo procedente desde la hipófisis vía sanguínea, la LH (Hormona Luteinizante) la cual cuando se use en su receptor de membranas en las células de Leydig, ocasiona que haya un aumento en la concentración de AMPc en el citoplasma, lo cual produce la expresión de unos genes a proteínas. Siendo estas enzimas las que cataliza la reacción desde el colesterol a testosterona.

Todo lo mencionado quiere decir que la fuente principal de testosterona en el hombre, es causada por las células de Leydig, en el caso de las mujeres esto es a partir de la corteza suprarrenal. Hay que mencionar que esta célula no solo está presente en los humanos, ya que también se puede encontrar en muchos otros grupos de animales.

¿Cuál es la importancia de estas células?

Cuál es la importancia de estas células

Si tenemos en cuenta que estas células se encargan de la producción de testosterona, podemos decir que es sumamente vital para la vida del hombre y en su comportamiento sexual. Debemos tener en cuenta que estas son las principales productoras de testosterona. Siendo una hormona sexual que es responsable de la aparición de todas las características masculinas en la pubertad, así como el comportamiento masculino.

Aparte estas son las células responsables de lograr el equilibrio de las hormonas sexuales masculinas. Cuando hablamos de la testosterona, hacemos referencia a una hormona fundamental para el desarrollo de los caracteres sexuales secundarios, claros ejemplos son; la barba, el vello corporal, los cambios en la voz, aumento de la masa muscular, ensanchamiento de los hombros, etc.

Hay que mencionar que estas células, al verse alteradas por alguna causa, pueden terminar causando anormalidades en los genitales. De hecho, alguna alteración o anormalidad en estas puede causar que un hombre tenga; el pene pequeño, un escroto bífido o dividido en dos lóbulos y también se puede llegar a presentar abertura de la uretra en la parte inferior del pene.

Si algunas de estas anormalidades ocurren los genitales no lucirán masculinos o femeninos, de hecho los mismos adquirirán un carácter ambiguo. Por otro lado hay casos graves de hipoplasia de estas células, donde los individuos pueden llegar a tener; los genitales femeninos, testículos pequeños o descendidos localizados en la pelvis, abdomen o ingle. Aparte puede que el individuo no llegue a desarrollar características secundarias de las cuales ya hablamos anteriormente.

Enfermedades relacionadas con las células de Leydig

Como ya mencionamos anomalías en estas células pueden causar diversos problemas, pero en este caso en particular nos centraremos en el tumor testicular de estas células. Hay que mencionar que en este caso no se conocer la causa de esta condición, ni tampoco factores de riesgo. De hecho este tumor no parece estar ligado a los testículos no descendidos.

Estos tumores en particular conforman un número muy pequeño de todos los tumores testiculares, siendo más común en los hombre de entre 30 a 60 años. De hecho el mismo  no es poco común en los niños cuando llegan a la pubertad, aunque cuando se presentan puede causar una pubertad precoz.

Esta es una enfermedad que pueden causar síntomas graves como; molestias o dolor testicular, pesadez en el escroto, incapacidad para tener hijos, protuberancias o hinchazón en cualquier testículo, etc.

La forma de detectar esta enfermedad es muy variada, por lo general se llevan a cabo un examen físico para dar con protuberancias en los testículos, al mismo tiempo se lleva a cabo una transiluminación. Dicho proceso es cuando se sostiene una linterna eléctrica hasta el escroto, luz que no atraviesa la protuberancia. Por otro lado se pueden llevar a cabo otros exámenes.

Con relación al tratamiento éste dependerá del estadio del mismo, en el caso del cáncer en estadio I no se ha diseminado más allá del testículo. En el segundo estadio se ha diseminado a los ganglios linfáticos en el abdomen y en el estadio III se ha diseminado a otros órganos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *